Pros y contras de pedir asilo en España

pros y contras de pedir asilo en España





Con la realidad que vivimos hoy en el panorama internacional con las guerras civiles de Afganistán, Siria, o la situación política de Venezuela, las solicitudes de asilo y refugio se han visto incrementadas en territorio español, el asilo no es un juego, ni una forma de adquirir documentación para un extranjero, es un sistema de protección internacional que ayuda a las personas que tienen una situación difícil en su país de origen.


Pros y contras de pedir asilo en España


En España la ley de protección internacional ofrece ventajas que evidentemente hacen atractivo a los extranjeros solicitar dicho asilo pero también contras que deberíamos tener en cuenta al momento de realizar dichas solicitudes por ello te dejamos estos pequeños apuntes para que puedas saber las dos caras de la moneda al momento de realizar una solicitud de asilo o refugio.





BENEFICIOS:


Una vez realizada la solicitud de asilo el extranjero queda en una situación de protección internacional inmediata siempre que no sea denegada dicha solicitud en el momento de la solicitud, allí lo primero que sucede es la imposibilidad de abrir un procedimiento de expulsión por cualquier comisario de policía hasta que el expediente no sea resuelto, con lo que prácticamente somos residentes legales.

Al considerarse residente legal, hasta tanto no se resuelva el expediente el solicitante de asilo tiene plenos derechos en España, puede trabajar, tienen derecho a la asistencia sanitaria.

Un asilado puede reagrupar a su familia, puede solicitar un estatus de asilo derivado para su cónyuge o hijos que estén incluidos en la solicitud de asilo.

La tardanza en el tramite, desde que se presenta la solicitud hasta su resolución pueden pasar hasta tres años, haciendo que en muchos casos se solicite la renuncia al expediente y la solicitud de arraigo social, familiar o permisos de residencia comunitarios.



CONTRAS:


Un solicitante de asilo en el mismo momento de la solicitud tiene que entregar su pasaporte a la autoridad competente con lo que ello conlleva, la imposibilidad de ir al país de origen o desplazarse con facilidad.

Presentaciones periódicas a la policía nacional para justificar en todas ellas que persisten los riesgos que dieron origen a la solicitud.

Lo que es un beneficio también se puede convertir en una contra, la tardanza, la resolución puede llegar en cualquier momento haciendo que si es denegatoria el extranjero solicitante se queda sin documentos en ese mismo momento perjudicando claramente la actividad diaria que puedes llevar a tener en ese mismo momento trabajo, vida familiar, etc.

Por todo lo anteriormente dicho un extranjero debe estudiar muy bien si la condición de asilado es la que se ajusta mejor a su caso concreto, o si una vez estando en el sistema de protección internacional podría modificarlo por un permiso de residencia y trabajo.

Fuente: sanchez-abogados.com

Participa en nuestra encuesta que se presenta a continuación y déjanos un comentario al final de este espacio, para nosotros es importante saber tu opinión, de esta manera nos ayudarás a escribir mejores columnas y artículos para ti.







Share this post!

0 comentarios :

Publicar un comentario

Cargando...